Durante el día, de ayer se instaló un aerogenerador en una vivienda perteneciente a la Cooperativa Ganadera Indígena, ubicada en Jacobacci, Río Negro.

El proyecto surge por iniciativa y voluntad de distintas organizaciones. Por un lado, la Asociación Argentina de Energía Eólica (AAEE) y 500RPM, fueron los que construyeron el equipo conectado. Según Erico Spinadel, en diálogo con energiaestrategica.com, hace 4 años que organizan talleres mensuales en donde se fabrica un aerogenerador de 700 W por curso, que luego es vendido a quien financia el curso.

En este caso, el aerogenerador creado para originarios de Jacobacci es de 350 W y fue financiado por la Fundación Bariloche, la Comisión Nacional de Energía Atómica, y la petrolera Petrobras. También participó Parques Nacionales, Centro de Formación Don Bosco y organizaciones de Jacobacci, como la propia Cooperativa Ganadera Indígena y la Cooperativa de Agua, entre otras.

La comunidad originaria se conforma aproximadamente por 200 miembros que viven de la producción ovina y carecen de electricidad para su comunidad. Este inconveniente no es único en la zona, ya que poblaciones rurales cercanas tampoco gozan del servicio. Es por ello que se originó la idea de montar una pequeña fábrica de aerogeneradores de baja potencia para elaborarlos y distribuirlos en todo el radio y satisfacer la demanda.

Por su parte, Gustavo Nadal, investigador de la Fundación Bariloche, en contacto con este medio destaca lo valedero de una instalación de este tipo, a modo de prueba piloto, y advierte que la construcción de una fábrica es un proceso a largo plazo, sobre todo por la necesidad de financiamiento. “Es una idea que llevará tiempo”, contempla y describe: “se trata de un proyecto relativamente nuevo que está en etapa de planificación”.

Son varias las organizaciones que apoyan esta iniciativa, entre ellas, la Cooperativa de Agua de la zona, que posiblemente sea la que se ocupe de buscar fondos para su desarrollo.

Aerogenerador con capacidad de ampliarse

El molino instalado en la Cooperativa Ganadera Indígena cuenta con la posibilidad de poder ampliar su capacidad de generación de energía eléctrica. El aerogenerador de 350 W de potencia instalada puede escalar a los 2 KW mediante el cambio de sus aspas, por otras de mayor tamaño, y la extensión en la altura de su torre, entre otros componentes electrónicos necesarios.