Hace aproximadamente 6 meses que la Bolsa de Comercio de Rosario y la consultora especializada en temas energéticos, EIyS S.A., comenzaron a planificar la construcción de un Fideicomiso Financiero para brindar créditos a tres sectores específicos: energías renovables, equipamientos de eficiencia energética e inclusión energética de sectores carenciados.

Hasta el momento, se mantuvieron reuniones para avanzar sobre el proyecto con empresarios y autoridades de la provincia de Santa Fe, entre ellos, Marcelo Cassin, Gerente general de la Empresa Provincial de la Energía (EPE); Emiliano Pietropaolo, secretario de Industria; Damián Bleger, subsecretario de Energías Renovables; Verónica Geese, secretaria de Energía; Debora Marini, por la por Secretaría de Producción de la Municipalidad de Rosario; entre otros.

Así las cosas, se va constituyendo la creación del fondo. Los principales aportantes serían entonces: privados, el estado provincial de Santa Fe y se está manteniendo diálogos con organismos internacionales.

En contacto con energiaestrategica.com, Alberto Rosandi, Director de la firma EIyS S.A. y encargado del Área Técnica de la del Departamento de Energía de la Federación Industrial de Santa Fe (Fisfe), explica que el corazón del proyecto apunta a abastecer de energía eléctrica a los sectores más carenciados, ya sea por medio de fuentes renovables de energía o brindándoles cobertura de red, siempre con el espíritu de incorporar criterios de eficiencia energética.

Al respecto, Rosandi indica que existen irregularidades en conexiones que causan pérdidas de energía por 1126 GWh/año, lo que equivale a alrededor de 45 millones de dólares anuales.

Otro de los ejes del proyecto está puesto en acompañar a Grandes Usuarios (aquellos que contratan más de 300 KW) a que incorporen un 8 por ciento de energías limpias dentro de su consumo eléctrico, tal como establece la Ley de promoción de Energías Renovables N° 27.191. Dado los recursos de la provincia, Rosandi detalla que con el Fideicomiso Financiero se podrían apalancar proyectos solares fotovoltaicos y biomásicos.

En números, el consultor asegura que en Santa Fe existen 659 empresas del sector productivo, comercial y de servicios, catalogados como Grandes Usuarios. Según precisa, 40 de ellas son Grandes Usuarios Mayores (GUMA), 41 Grandes Usuarios Menores (GUME) y 578 Grandes Usuarios de la Distribuidora (GUDI).

El total de estos Grandes Usuarios representan una demanda total 3339 GWh/año. Rosandi calcula que “debiendo contratar un 8 por ciento de esa energía, se deberá absorber 278,25 GWh/mes. Si se considera el precio tope de 113 dólares, el costo representativo rondará los 30 millones de dólares”. “Será todo un desafío para las empresas”, observa.

No obstante, con el fondo se promoverá el empleo de diagnósticos energéticos que posibiliten un consumo eficiente de la energía, lo que permitirá reducir los costos. El consultor asegura que se puede llegar a ahorrar un promedio del 15 por ciento del consumo actual, lo que representaría a Santa Fe un ahorro de 900 GWh/año.