La Agencia para la Promoción y el Desarrollo de Inversiones del Neuquén (ADI-Nqn) lanzó en 2011 la licitación pública para la construcción y puesta en marcha de un parque eólico en la localidad de Añelo, pueblo situado 100 km al norte de la capital provincial que en 1991 contaba con 993 habitantes y en la actualidad alcanza los 6.000 fijos, con el agregado que cada mañana llegan entre 5 y 6 mil operarios para trabajar en los yacimientos.

En ese entonces, ABO WIND presentó la oferta con mejor precio y se quedó con dos predios de gran extensión, donde tiene previsto realizar el proyecto. Sumadas, estas dos centrales permitirían adicionar 100 MW de potencia al Sistema Interconectado Nacional (SIN).

No obstante, para una primera etapa está previsto comenzar con 4 MW (dos aerogeneradores) para suministrar energía eléctrica a toda su población, prioridad primordial. Significa una inversión de 4 millones de dólares.

¿En qué instancia se encuentra la iniciativa? Vanesa Revelli, CEO de la compañía, cuenta a energiaestratégica.com que ya acumulan tres años de evaluación de vientos, proceso que asegura “resultó exitoso” y confirma la factibilidad de la propuesta. Implicó el desembolso de 500 mil dólares en concepto de instalación de mástil, campaña de medición, revegetación de sendero abierto para el mástil, estudios eléctricos y ambientales, audiencia pública, auditoría internacional de mediciones, viajes a sitio, cambio de anemómetros, entre otros.

Sin embargo, para dar comienzo a tal emprendimiento, la empresaria explica que es necesario tener en manos la Licencia Ambiental, actualmente en trámite ante la Secretaría de Estado de Ambiente y Desarrollo Sostenible provincial. Ya fue presentada y en la audiencia pública realizada el 26 de septiembre de 2014 no recibió objeciones.

Estamos expectantes porque es un gran proyecto; es muy valioso que los Gobiernos encuentran en la energía eólica una solución energética”, resalta la ejecutiva.

Una vez resuelto este primer paso, que garantiza que no habrá impacto contra el medio ambiente, la empresa conseguiría el visto bueno del Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) para comenzar con las operaciones.

En cuanto al financiamiento de las obras Revelli asegura que “estamos en conversaciones y notamos gran interés de los inversores”. Pero fiel al profesionalismo alemán (origen de ABO WIND), antes de cerrar contrato la empresa espera las autorizaciones legales correspondientes.

Pedido de prórroga

En estas condiciones, Revelli plantea a las autoridades extender el plazo para la construcción del parque, por licitación estipulado en 24 meses. “No comenzamos con las obras porque nos faltan las autorizaciones pero estamos preparados para avanzar en el proyecto”, sostiene.

Inversiones en líneas de media tensión

El ministerio de Energía y Servicios Públicos de la Provincia firmó el contrato para la “Estación Transformadora Loma Campana”,  inversión que alcanza los 90 millones de pesos más IVA. El Ente Provincial de Energía del Neuquén (EPEN) ha realizado la compra de todo el equipamiento – transformadores de potencia, interruptores y seccionadores y demás equipos en  media tensión –en 33 y 13,2 kV- que suman una inversión superior a los 22 millones de pesos.

Revelli resaltó que esta obra permite montar uno o dos aerogeneradores, sin tener que desembolsar 9 millones de dólares por la estación transformadora para conectar en línea de 132 kV.