De acuerdo a datos de la Secretaría de Energía de la Nación las pequeñas empresas que elaboran biodiesel – aquellas que tienen capacidad para producir hasta 50.000 toneladas por año – , reciben 6.833 pesos por tonelada, 425 pesos menos que en marzo del año pasado.

Es un sector que hace tiempo viene reclamando una mejora de la rentabilidad para afrontar los mayores incrementos del proceso de producción, entre ellos, el personal y los insumos, determinados en dólares, como ocurre con el metilato de sodio.

El valor que establece la Unidad Ejecutiva de Monitoreo, presidida por Axel Kicillof, alcanzó su máximo en julio de 2014, cuando trepó a 7.632 pesos. A partir de ese momento, comenzó la reducción en forma progresiva, llegando a su importe más bajo en marzo de este año.

Claro que esta situación se dio en un contexto volátil del sector energético a nivel internacional por la baja del crudo en Nueva York y Londres, las dos plazas de referencia. Indirectamente, el petróleo termina impactando en el resto de los commodities.

¿Cómo serán los precios de abril y mayo? Como siempre con retraso y notas de crédito y débitos listas para corregir las variaciones, los industriales esperan una mejora de la rentabilidad, para ello conversan con las autoridades locales desde hace meses.

En los primeros días de mayo China compró más de 100.000 toneladas de aceite de soja a nuestro país, impulsando el precio por encima de los 700 dólares. Este es un factor determinante para la cotización del biodiesel, debido a que es el insumo principal de las Pymes.

precios bio